PrevNext

Meade-Manía

NewsApp

Relojería grilla

Grilloteca II

Grilloteca

¡Hasta parecen changos!

Fregadero

Aguas con los errores de prensa

La prensa oficial del Ayuntamiento de Xalapa puede estar llena de anécdotas, desde alcaldes que emplean a sus compadres, hasta el record de que estuvo alguien menos de una semana en el cargo de Jefe de Prensa.
Ha habido desde encargados del área que defienden férreamente a sus jefes hasta quienes se lavan las manos y de todo les echan la culpa.
Si hay falta de concentración o de oficio de quienes atienden esta área tan sensible de gobierno siempre le pegará directamente al alcalde.
Por ejemplo, una de las fotografías más lapidarias de David Velasco no fue tomada por algún fotorreportero perverso, fue captada y distribuida por su oficina de prensa. Se trata de aquella celebre imagen en donde el entonces alcalde va saliendo de una coladera del sistema de drenaje de la ciudad, y que lo puso de a pechito para que la foto fuera reproducida una y otra vez bajo el pie: “las ratas salen de las alcantarillas”.

A veces hay oficinas que estorban

En el manejo de la prensa oficial en general hay Coordinadores que abonan a que su jefe tenga una buena relación con los periodistas y otros que se dedican a fracturar esa relación, en alguna ocasión, a quién escribe lo demandó un alcalde bajo las acusaciones de “difamación, calumnias, incitación a la violencia, daños al municipio”, y además pedía orden de aprehensión inmediata; llegado el momento de las aclaraciones de frente, el tema terminó en que se tendría comunicación directa con el munícipe, sin intervención de su área de prensa, y todos en santa paz.
En aquella ocasión el presidente municipal en cuestión usó un argumento contundente, que cualquiera entendería: “Los seres humanos amanecen a veces de “malas”; los alcaldes amanecemos “de malas”, y tú me estas chinga y chinga”… ¡Ni hablar mujer, traes puñal!

Fallas

Por las oficinas de prensa del Ayuntamiento de Xalapa han pasado Coordinadores que terminan siendo cuates (o cuatas) de todos los reporteros, y otros a quienes el gremio ni siquiera les dirige la palabra cuando terminan “su reinado”; quién no entiende que su cargo es mucho más efímero que las trayectorias y el futuro profesional de los periodistas, está condenado al fracaso.
Quién desde un cargo público observa a la prensa como su antagonista equivocó su vocación, debió ser pugilista o conductor de ventaneando.
Siempre los jefes de prensa de Xalapa han tenido periodistas que coinciden con sus políticas de difusión y también detractores; eso es normal; pero cuándo se tienen solamente detractores es claro que se está haciendo un mal trabajo y es tiempo de cambiar de estrategia, o ya de plano cambiar de estratega.
En este momento la prensa de la Capital del estado está pasando por un momento complicado.
El Ayuntamiento está siendo vinculado escasamente con los medios de comunicación y por ende no hay conexión sana con la sociedad. Esa labor, para la información del encargado, es la esencia del trabajo de una oficina de prensa oficial.
El comentario está hecho de manera respetuosa y considerando que el alcalde de Xalapa (sea quien sea) debe estar respaldado por su área de Comunicación Social.

Xalapa Times

Entendemos que el eje de difusión del actual gobierno municipal de Xalapa es un tabloide llamado “Florece Xalapa”, que suponemos intenta emular a la edición del partido Morena titulado “Regeneración”.
Sin detenernos en el hecho de que es muy distinto un panfleto partidista que la comunicación oficial de un Ayuntamiento, vamos a describirles esa edición, por si usted no es de los afortunados que la ha tenido entre sus manos.
Está etiquetada como una edición quincenal, sin embargo la última que vimos circulando corresponde a la segunda quincena de Julio y es la edición número siete, es decir, no cuadran siete meses de Gobierno con esa cantidad de tirajes; si le quitamos los dos meses de veda electoral de todas maneras los números no ajustan, entonces tendría que decir en la pasta que es una edición “católica”, porque sale cada vez que dios quiere.

DURMIENDO CON EL ENEMIGO
La edición del Ayuntamiento de Xalapa llamada “Florece Xalapa”, es tamaño tabloide, impresa a todo color, consta de ocho páginas y debería publicarse quincenalmente.
Ante tal formato no podemos dejar de preguntarnos si acaso lo realizado durante quince días por el Ayuntamiento cabe en tan poco espacio de difusión, o es que acaso seleccionan las acciones más relevantes para llenar sus páginas.
Ignoramos el contenido de los anteriores seis números, debido a que a pesar de que la edición señala que su tiraje es de veinte mil ejemplares, nunca habíamos tenido la fortuna de ver ejemplar un ejemplar impreso, debe ser porque la gente lo busca como pan caliente.
En el cabalístico número siete, al editor “Burrismendi” lo traiciona su espíritu crítico y cabeceó a ocho columnas en portada: “La primera obra”; no la chiflen que es cantada, es decir entonces que en siete meses de gobierno lo único que ha podido hacer don Hipólito es pavimentar una pinchurrienta calle… ¡No le ayuden compadres!

Aprendiz

Cuando vemos el tabloide oficial del Ayuntamiento de Xalapa, “Florece Xalapa”; no podemos dejar de evocar los periódicos murales de las escuelas debido a su escaso contenido; tal vez la tendencia editorial se deba a la profesión del Coordinador de Prensa del Ayuntamiento, que es la de maestro de prepa´.
Lo más cercano que Manzano ha estado del trabajo periodístico es publicando sus puntos de vista en sus Redes Sociales; costumbre que según su propio dicho no quiso abandonar al tomar el cargo para que: “Si me atacan y me critican tendré donde defenderme, porque yo no me voy a quedar callado dejando que me madreen”; bueno, cada quién su filosofía de vida.
El tema va más allá de egos y vanidades, se trata de un proyecto político en donde Hipólito Rodríguez es solamente una pieza más; sus desaciertos se han encontrado hasta el momento con una sociedad generosa que no se los ha cobrado en las urnas, pero no creemos que Morena quiera dentro de tres años pagar los errores del actual gobierno municipal perdiendo la capital del estado. Además que durante ese tiempo don Hipólito desgaste, con sus resbalones de comunicación, la imagen de quienes estarán arriba de él ¡Que conste que se los dijimos!

La Cosa Pública

Arturo Reyes Isidoro Prosa Aprisa
El Tlacuilo Lavaderos
Magno Garcimarrero Refritos
Sergio González Levet Sin Tacto
Manuel Rosete Apuntes
Álvaro Belin Hora Libre
Brenda Caballero Números Rojos
Rafael Pérez Cárdenas De Razones y Pasiones
Luis A. Pérez Fraga El Huevo del Pollo
Gilberto Haaz Diez Acertijos
Alfredo Bielma A Contracorriente
Salvador Muñoz Los Políticos

Pasame papel

  •  
  •  
  •